Por ser considerado erótico para la juventud

El polémico beso que fue censurado en Kara para Ask (VIDEO)

La telenovela turca protagonizada por Engin Akyurek (Omer Demir) y Tuba Buyukustun (Elif Denizer) tuvo más de una escena de romance en su trama pero la Autoridad de Radio y Televisión de Turquía (RTÜK), un organismo dependiente del gobierno se centró en un capitulo en particular.
jueves, 8 de octubre de 2020 · 12:18

La telenovela turca Kara para Ask arrasó en rating de audiencia al emitirse en varios países de Latinoamérica, entre ellos México. El fanatismo por parte de los televidentes fue tanto que la cadena Televisa decidió hacer una remake y este año estrenó Imperio de Mentiras, que cuenta la misma historia pero adaptada y con actores locales.

Kara para Ask contó la historia de un detective llamado Omer Demir que debe investigar la muerte de su novia, Sibel, y la de otro hombre quien es padre de Elif Denizer, dueña de una importante joyería en Estambul. A partir de este hecho la vida de los protagonistas se enlaza al principio para resolver el asesinato de sus seres queridos pero poco a poco entablan una relación que va más allá de la amistad.

La trama estuvo protagonizada por los actores turcos Engin Akyurek (Omer Demir) y Tuba Buyukustun (Elif Denizer), quienes en la ficción se enamoraban y por supuesto se besaban en más de una ocasión traspasando la pantalla y encendiendo a los fans. Pero la polémica se desató cuando la Autoridad de Radio y Televisión de Turquía (RTÜK), un organismo dependiente del gobierno censuró una de estas escenas. 

La realidad es que los personajes se besaban de una manera normal como ocurre en otros países del mundo pero en Turquía fue considerado por este consejo como “una aspiración de labios de naturaleza puramente erótica, nefasta para la juventud”, y además quiso imponer una multa millonaria a la producción por hacer un programa inmoral.

Hasta se contrató a un experto en besos para analizar la escena y este determinó que "la emisión violó el principio por el que los programas no deben incluir contenido que dañe el desarrollo físico, mental y ético de niños y jóvenes". La escena se terminó eliminando y nadie la pudo ver. Al conocerse la noticia la sociedad turca se dividió entre quienes dijeron que el gobierno quiso islamizarlos y entre quienes estuvieron de acuerdo.